Zamburiñas al horno receta gallega

¡Sabor a mar! Hoy cocinamos Zamburiñas. Si te gusta el marisco, esta variedad es toda una exquisitez además de ser una fuente de proteínas. Similar a la vieira, aunque con un tamaño más reducido, su carne tierna y fina tiene un sabor tan característico como sus colores. Un producto muy versátil que nos permite diversas preparaciones, a la plancha, al horno, en empanada, en salpicón…

Todo un manjar que, en esta ocasión nos disponemos a preparar al horno. Un suculento bocado ideal como entrante o primer plato. ¡Empezamos!

Zamburiñas al horno receta gallega por excelencia

Si en todas las recetas la calidad de la materia prima es esencial, habrá que extremar la atención cuando se trate de un producto tan delicado como el marisco. En este caso, si nos decidimos por zamburiñas frescas para respetar la receta gallega, la elección de las mismas es un paso fundamental. También podemos optar por zamburiñas congeladas o refrigeradas al vacío.

Sobre el aceite a utilizar, el Aceite de Orujo de Oliva es un producto de calidad con todas las propiedades del olivar. Además, una de sus propiedades sensoriales es su neutralidad, por lo que contribuirá a resaltar ese sabor tan destacable de la zamburiña evitando encubrirlo con otros sabores.

Ingredientes para esta receta:

  • 12 zamburiñas limpias
  • Media cebolla
  • Dos dientes de ajo
  • Aceite de Orujo de Oliva
  • Vino blanco seco
  • Una cucharadita de harina
  • Una cucharadita de carne de pimentón choricero
  • Un limón
  • 50 g de jamón ibérico en trocitos (opcional)
  • Sal al gusto
  • Un poco de pan rallado
  • Un poco de perejil

Cómo preparar las zamburiñas frescas antes de cocinarlas

Las zamburiñas se comercializan también congeladas o refrigeradas, con un resultado muy bueno en la cocina. Ya suelen venir limpias, sin arena ni otras impurezas. Si optamos por zamburiñas frescas, requieren una preparación previa para dejarlas blancas en su carne, con el coral anaranjado y sin rastros de arenilla. Sigue los pasos siguientes:

  • Como hacemos con las navajas, las almejas y otros bivalvos, lo primero es dejarlas en remojo para que se elimine todo rastro de arenilla. Hay que mantenerlas al menos un par de horas en agua fría con un puñado de sal. De esa manera expulsarán la arena que pueda haber en su interior. Es aconsejable cambiar el agua cada 20 minutos.
  • Una vez limpias de arena, hay que proceder a abrirlas. Con la ayuda de un cuchillo, abrimos la zamburiña por la mitad y conservamos la concha de la carne del molusco.
  • Pasamos a limpiarlas por dentro. Con un cuchillo de punta o unas tijeras, quitamos las membranas que recubren la carne y todo lo que sea de color marrón, dejando solo la parte blanca limpia con su coral.
  • Después enjuagamos bajo el grifo para terminar la limpieza y dejamos escurrir en un colador. Ya estarían limpias y listas para cocinar.

Ahora sí, zamburiñas al horno paso a paso

  1. Empezamos cortando la cebolla y la añadimos junto con una pizca de sal en una sartén con Aceite de Orujo de Oliva para pocharla. Mientras, picamos el ajo, y cuando veamos que la cebolla ya ha adquirido una textura transparente, añadimos el ajo y le damos unas cuantas vueltas.
  2. Incorporamos la harina a la sartén y la tostamos. Si es necesario, retocamos el punto de sal.
  3. En la sartén, añadimos la carne del pimiento choricero, el jamón y lo cubrimos todo con vino blanco y esparcimos el perejil. Dejamos que todo el conjunto se fría hasta que veamos que el vino blanco se ha evaporado. Cuando veamos que está seco, apagamos el fuego y reservamos la mezcla.
  4. Precalentamos el horno a 180º y mientras tanto, en una bandeja de horno, distribuimos las zamburiñas, las salamos y añadimos zumo de limón.
  5. Ahora, distribuimos el sofrito cubriendo cada zamburiña. Por último, espolvoreamos con pan rallado y las introducimos al horno durante aproximadamente cinco minutos sin utilizar el ventilador, y las retiramos cuando estén doradas.
  6. Por último, las emplatamos con perejil fresco espolvoreado por encima ¡y listas para comer!

¿Prefieres ver los pasos en un vídeo? Zamburiñas cortesía de nuestra chef

Pocas recetas hay que sean tan fáciles y estén tan buenas. Por no hablar de lo que lucen en el emplatado gracias a la presencia de sus conchas. Empieza la comida con estas zamburiñas al horno. Puro sabor a mar.

Escribir comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *